Novedades:

Con tan solo 15 años pesó 320 Kilos. Solo espera hasta que lo veas hoy

La obesidad infantil es uno de los problemas de salud pública más graves del siglo XXI. El problema es mundial y está afectando progresivamente a muchos países de bajos y medianos ingresos, sobre todo en el medio urbano. La prevalencia ha aumentado a un ritmo alarmante. Se calcula que en 2010 hay 42 millones de niños con sobrepeso en todo el mundo, de los que cerca de 35 millones viven en países desarrollados.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 1
Los niños obesos y con sobrepeso suelen seguir siendo obesos en la edad adulta, y tienen más probabilidad de padecer enfermedades a edad tempranas, como diabetes y enfermedades cardiovasculares. El sobrepeso, la obesidad y las enfermedades derivadas son en gran medida prevenibles, pero es un tema al que hay que darle mucha prioridad, como el protagonista que traemos en el artículo de hoy.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 2
El cambio dietético mundial hacia un aumento de la ingesta de alimentos hipercalóricos con abundantes grasas y azúcares, pero con mínimas vitaminas, minerales y otros nutrientes saludables ha provocado que los niños se alimenten de la manera incorrecta, provocando grandes subidas de peso que pueden repercutir negativamente a lo largo de sus vidas.

Jacob Miller siempre ha sido anormalmente grande. Nació cinco semanas antes de tiempo, pero si hubiera nacido en su momento, habría pesado más de 12 libras (5,5 kg), cuando un recién nacido promedio pesa 7,5 libras (3,40 kg). En el momento en que llegó a su adolescencia, fue ganando alrededor de 45 kg por año, y en su momento más pesado, llegó a pesar 707 libras (320 kg). Tenía tan solo 15 años cuando llegó a este tamaño.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 4
Al darse cuenta de que su sobrepeso lo estaba matando, Jacob y sus padres realizaron una misión para conseguir que sanara, reuniéndose con los profesionales médicos del Centro Médico del Hospital Infantil de Cincinnati. Jacob tuvo que atravesar un camino muy difícil, con una infancia plagada de problemas de salud e intimidación a través de los años de adolescencia que eventualmente cambiaron su vida.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 5
Los padres de Jacob sospecharon que desde los primeros años de su vida, había un problema subyacente que causaba un aumento de peso inmenso. Cuando tenía un año, por ejemplo, Jacob ya pesaba 52 libras (23 kg). A lo largo de su infancia, vio a muchos médicos por lo que se creía que era una condición hormonal no identificada, pero requirió entre 10 y 15 años de investigación adicional para ser comprendida e identificada.

Como último recurso, Jacob y su familia decidieron que la cirugía de bypass gástrico sería la única solución para comprar más tiempo para la investigación. Antes de la cirugía, Jacob sufría de diabetes, apnea del sueño, celulitis en las piernas, enfermedades del corazón y enfermedades de hígado graso, todo por el sobrepeso. Él y sus padres sabían que esta condiciones sólo empeorarían si no bajaba de peso. Su cirujano, el doctor Tom Inge, dijo: “Los cuerpos no están diseñados para mantener este peso”, por lo que la cirugía le podía servir para cambiar su vida.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 7
Jacob siguió una dieta restrictiva en las semanas previas a la cirugía, y perdió 77 libras, demostrando a todo el mundo que él estaba muy serio en cuanto a tener un cambio positivo y duradero en su vida. El 5 de julio de 2013, entró en el hospital de Niños de Cincinnati para someterse el procedimiento. Los tres sabían que requeriría un trabajo duro para conseguir que Jacob bajara de peso. La cirugía sólo fue un pequeño peldaño del largo camino.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 8
Su madre dijo: “No creo que sea la solución para curar todo, pero al menos nos dará un poco de tiempo para averiguar qué está causando este enorme sobrepeso”. Su padre admitió que la cirugía le asustaba un poco, pero al final se dio cuenta de que era el mejor plan de acción para su hijo, diciendo: “Si esto es lo que tenemos que hacer, entonces lo haremos, porque todo lo que necesite será lo mejor para él”.

Treinta días después de la cirugía, Jacob vio resultados increíbles, ya que perdió más de 100 libras para el mes de agosto. Toda su familia y grupo de amigos estuvieron a su lado ayudándole en todo. Su mejor amiga, Laura Butler, se comprometió a comer sano en la escuela junto con Jacob para animarle a seguir comiendo alimentos más saludables. A los seis meses posteriores a la cirugía, Jacob había pasado de tener una camisa de tamaño 10X a 5X, y pantalones de 5X a 3X.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 10
A los 12 meses, había cambiado enormemente, y se sentía positivo sobre llegar a un tamaño saludable. “Es difícil, pero no tan difícil como lo era ante de la cirugía. Antes no podía hacer nada, caminaba 5 minutos y tenía que sentarme. Ahora camino más de media hora sin sentarme”. No sólo era más saludable, sino que se sentía mejor, y reconoció que todo fue por trabajar duro.

Era considerado el niño más gordo del mundo, pero no creerás cómo luce hoy a los 15 años 11
Logró deshacerse de la diabetes y reducir la apnea del sueño a través de su transformación, pero sabía que el viaje no había terminado. “Es un estilo de vida, hay que cambiar prácticamente todo, pero es un cambio a mejor. Hay que trabajar por ello”. No sólo quería perder peso, sino que estaba haciendo cambios de por vida a los que tendría que atenerse si quería mantenerse saludable. Si bien el progreso de Jacob puede no ser perfecto, su capacidad de recuperación le ha llevado un largo camino. ¡Esperemos que con su actitud positiva, su aumento de peso sólo sea un contratiempo en su viaje a una vida permanentemente sana y feliz!